boe
sábado, 31 de diciembre de 2011

Comunicado (I) sobre el Real Decreto-ley 20/2011, de 30 de diciembre (incremento excepcional del IBI)

Estimados compañeros y compañeras. Este pasado sábado se ha publicado en el BOE el Real Decreto-ley 20/2011, de 30 de diciembre, de medidas urgentes en materia presupuestaria, tributaria y financiera para la corrección del déficit público. Nos hemos permitido destacar del mismo algunos aspectos. En primer lugar el incremento excepcional del IBI que recoge.

Esta norma recoge en su artículo 8 la aplicación transitoria, automática y excepcional durante los ejercicios 2012 y 2013 para los inmuebles urbanos de un incremento del tipo impositivo del IBI que tiene en consideración el año de entrada en vigor de la correspondiente ponencia total de valores del municipio.

La regulación es la que sigue:

Si el ayuntamiento tuvo su última ponencia de valores (revisión catastral) antes del 2002, el incremento se fija en el 10%, y se establece un tipo impositivo mínimo del 0,5% en 2012 y del 0,6% en 2013.

En este caso, el incremento afecta a la totalidad de inmuebles del municipio, y por lo tanto, la cifra total a recaudar por IBI urbano se incrementa en un 10% exacto.

Si el ayuntamiento tuvo su última ponencia de valores (revisión catastral) entre el 2002 y el 2004 (ambos inclusive), el incremento se fija en el 6%, y se establece un tipo impositivo mínimo del 0,5% en 2012 y 2013.

Si el ayuntamiento tuvo su última ponencia de valores (revisión catastral) entre el 2008 y el 2011 (ambos inclusive), el incremento se fija en el 4%.

En estos dos últimos casos, (entre el 2002 y el 2004, y entre el 2008 y el 2011), el incremento no afecta a la totalidad de inmuebles del municipio, siendo de aplicación a todos los inmuebles de uso no residencial, y a la mitad de los inmuebles de uso residencial del municipio con mayor valor catastral del conjunto de los mismos. Por lo tanto, en este caso, la cifra total a recaudar por IBI urbano será un poco más de la mitad del porcentaje de incremento (no es exacto pues dependerá de la distribución de valores catastrales de los inmuebles residenciales y del volumen de bienes urbanos de uso no residencial).

El último supuesto sería si el ayuntamiento tuvo su última ponencia de valores (revisión catastral) entre el 2005 y el 2007 (ambos inclusive). En tal caso, no se produce ningún incremento, y por lo tanto, la recaudación del IBI no variará.

El tipo máximo aplicable incrementado en los términos expuestos no podrá ser superior, en ningún caso, al establecido en el RD Leg 2/2004.

Por último, en el supuesto de que el tipo aprobado por un municipio para 2012 ó 2013 fuese inferior al vigente en 2011, en el año en que esto ocurra se aplicará lo mencionado tomando como base el tipo vigente en 2011.

Un saludo a todos.

Acceda al contenido íntegro de la norma: pinchar aquí

COMISIÓN DE RÉGIMEN ECONÓMICO Y BUENAS PRÁCTICAS PROFESIONALES